12 de febrero de 2016

Centro de Reconstrucción y Distribución de Componentes Mecánicos

Febrero 12, 2016

Mayor impulso al CRD 1 dentro del Programa de Modernización de R-100

Reconstruir componentes mecánicos, su función básica

Oscar G. Meneses
Ruta Cien, 1990

Dentro del marco del proceso de modernización que está viviendo R-100, y tomando en cuenta la magnitud de nuestro organismo, resulta prioritario contar con talleres de mecánica industrial propios, para la reconstrucción de componentes mecánicos, a fin de hacerlos nuevamente funcionales y restituirles sus propiedades mecánicas, lo que traerá consigo su optimización de recursos y la reducción de costos.

Es por eso que la Administración General ha decidido dar mayor impulso al dinamismo al Centro de Reconstrucción y Distribución de Componente Mecánicos (CRD 1) a fin de utilizar adecuadamente su infraestructura y calificada mano de obra.

El CRD 1 es un taller de mecánica industrial en el cual se manufactura componentes mecánicos a fin de reconstruirles sus propiedades que perdieron en el uso y está ubicado en el anexo del módulo 3 en Xochimilco.

Este centro ha venido funcionando como tal desde el 30 de marzo de 1988, ya que hasta la fecha perteneció al módulo 3 y posteriormente paso a formar parte de la Dirección Técnica (ahora de Planeación y Desarrollo), y fue el programa piloto para crear seis talleres de este tipo, uno por cada división (antes existían seis coordinaciones divisionales). Pese a tener un completo taller industrial, contar con una mano de obra muy calificada y una capacidad instalada para reconstruir un gran número de componentes mecánicos y motores, el CRD 1 no había logrado cubrir la demanda mínima necesaria de componentes y motores para los módulos de la división I, coordinación a la que estaba asignado.

Otro problema que se venía generando en el CRD 1 es que no estaba aprovechando al 100% su calificada mano de obra, ni su equipo, ya que únicamente realizaba reparaciones de componentes mecánicos aislados, ocasionando con esto el descontrol y dispersión de recursos materiales y desvirtuando el objetivo para el que fue creado.

Tomando en cuenta estas razones, la administración general ha considerado de vital importancia para R-100 dar mayor dinamismo al CRD 1, para que opere con una organización totalmente independiente. Este centro deberá producir componentes reconstruidos para todos los sistemas de los que constan los autobuses reconstruidos y recién adquiridos, en cantidades adecuadas para cubrir la demanda del CRA y de cada división, llevándolo a cabo de forma eficiente y oportuna, funcionando especialmente como reconstructor de trenes motrices (motores, transmisiones y diferenciales) y de otros componentes.

Además de satisfacer la demanda de componentes reconstruidos del CRA y de los módulos del organismo, el CRD 1 se encargará también de las actividades que implica la recolección de elementos factibles de ser recuperados, el procesamiento de la reconstrucción prueba y distribución de los elementos ya renovados.

Su objetivo general es el de reconstruir componentes mecánicos con calidad, oportunidad y al menor costo posible, para satisfacer la demanda de los talleres modulares y del Centro de Reconstrucción de Autobuses, para llegar con esto a la reconstrucción integral de unidades, aprovechando al máximo los recursos que para tal efecto asigne el organismo y, con ello, se conserven en mejores condiciones de operaciones y funcionalidad los autobuses, para proporcionar un servicio eficiente y confiable al público usuario.

Hasta febrero de este año, el CRD 1 venía reconstruyendo motores Cummins 210 y V6-155, que eran utilizados por las unidades amarillas que salieron de circulación.

Debido a esto, la Dirección de Planeación y Desarrollo, a cargo del licenciado Rafael Reyes Arce, ha previsto la actualización del equipo y la capacitación de su personal para que, en el futuro, cuando sea requerido, estén en condiciones de reconstruir motores Mercedes Benz y Detroit Diesel, que utilizan las unidades reconstruidas y nuevas.

Para ello, el director de Planeación y Desarrollo nombró al licenciado Francisco de la Vega Álvarez como enlace entre oficinas centrales y el CRD 1, para que se encargue de reestructurar y reactivar el funcionamiento de este centro.

Es oportuno mencionar que en la visita que hizo el regente de la ciudad, licenciado Manuel Camacho Solís, al CRA, el 4 de febrero pasado, se le planteó la reactivación del CRD 1 para dotar de motores al Centro de Reconstrucción de Autobuses y con ello hacer de R-100 autosuficiente en la reconstrucción integral. Esta idea fue recibida positivamente por el regente capitalino.

El CRD 1 construye piezas que se utilizan en el CRA, como son: pernos astriados y soportes, balero para puertas, bisagras y pernos para tapa de motor, perillas de válvula, indicadores de tablero, tapones y conectores de aluminio para los pasamanos.

Para los módulos reconstruirán: monoblocks, biels, volantes motrices, hausing de compresores, bombas de aceite para transmisiones, flechas solares, mazas de rueda trasera y delantera y fundas de diferencial, entre otros componentes.

Las áreas que conforman al CRD 1 al igual que las del CRA, corresponden a una verdadera línea de producción y consta de recepción , prelavado, desarmado, desincrustado, diagnóstico, recondicionamiento (soldadura, maquinado y rectificado), armado de componentes periféricos, ensamblado, prueba de motores , pintura, almacén de producto terminado y embarque.

El personal que labora en él es altamente calificado, pues está capacitado, cuenta con gran experiencia y tiene nivel escalafonario AA. Por su parte, los trabajadores no sindicalizados, en un 85%, tienen estudios a nivel profesional. La planilla laboral del CRD 1 está constituida por 48 trabajadores sindicalizados y 10 de confianza.

Las relaciones laborales en el centro son cordiales y esto queda de manifiesto al expresar Daniel Martínez González, jefe de la unidad departamental del CRD 1, que: "aquí tenemos un apoyo del Sutaur-100 del 100%; hay bronquitas, como en todos lados, pero en cuestión de trabajo y productividad jalan bien".

Según el licenciado de la Vega , el CRD 1 tiene una capacidad instalada para reconstruir , en promedio, 20 motores mensuales.

La maquinaria industrial con que cuenta el CRD 1 fue adquirida por los permisionarios de la Línea México-Xochimilco y Anexas en los años setenta y son especiales para reconstruir motores Cummins, por lo que habrá que comprar aditamentos especiales y algunas máquinas para que puedan trabajar con los motores recién adquiridos por el organismo, como lo son los Mercedes Benz y los Detroit.

Entre la maquinaria del CRD 1 destaca el dinamómetro, para probar motores, y que simula muchas condiciones de manejo y peso como si estuviera trabajando en un autobús en pista, además de que cuenta con una consola de mano en donde se encuentran todos los instrumentos de medición y es completamente encapsulado, por lo que se puede decir que es el más completo de todo R-100.

Asimismo, cuenta con tornos, taladro radial, cepillos, prensa hidráulica, fresadora y troquel.

La creatividad e ingenio de sus trabajadores se hace patente al constatar la calidad de las herramientas que fabrican y que sirven para reparar los motores que se reconstruyen, con lo que se facilita el trabajo, además de que se ahorran recursos al organismo, ya que esas piezas, si se encuentran en el mercado, son costosas y difíciles de conseguir.

Los trabajadores sindicalizados están de acuerdo con la reestructuración del CRD 1 y piensan cooperar en todo lo posible para sacar adelante este programa, por lo que Flavio Ulises López, técnico del área de motores y representante sindical, externó que "el CRD 1 estuvo caído por algún tiempo, pero ahora se abre una nueva etapa, en la cual todos los compañeros estamos apoyando el proyecto, pero necesitamos que las autoridades también cumplan con refacciones y herramientas para que lleguemos a sacar la producción que se requiere con lo que demostraremos que el CRD si puede con este nuevo reto y que estamos dispuestos a luchar por la fuente de trabajo".

Por su lado, José Luis Sánchez García, que es delegado sindical del CRD 1, manifestó que: "en lo que se refiere a los recursos humanos, a la base, siempre nos ha gustado los retos; al igual que en los módulos nos gusta cumplir y con la experiencia que tiene cada uno de los maestros que laboran aquí vamos a salir adelante con este nuevo proyecto; para ello es necesario el acondicionamiento del taller en todas sus áreas, en cuanto a higiene y seguridad, así como mayor capacitación por medio de manuales técnicos para la actualización de la información de cada uno de nosotros".






0 comentarios:

Publicar un comentario